sábado, 10 de diciembre de 2011

El regreso de Melendi (II)

La vida es para los valientes


Llevo días pensándolo y cada movimiento lo confirma.
Claro, que eso tiene sus riesgos. Puedes ganar o perder; vivir o morir en el intento...

Acostarse pensando lo afortunado que es uno, que tiene tanta suerte, a pesar de todo... No tiene precio.

Siempre jugando con el destino y sus avatares, como marionetas que no se sabe quién mueve a su antojo esquivando los pelotazos, como en un Grand Prix continuo. Apostando al todo o nada, sin contemplaciones. Igual que aquellos últimos coletazos de la peseta, a cambiarlo todo de golpe, que se acaba el mundo!!

Y no, no se acaba...

Como muchas otras veces, Show must go on

http://youtu.be/4ADh8Fs3YdU


A todos aquellos que viven sin mirar ni para atrás ni para adelante, gracias por compartirlo. Hoy. Ahora.
Loading...